¿Cómo haces para viajar y trabajar al mismo tiempo?

Sin dudas fue la pregunta que más me han hecho durante todo el 2017, – ¿Cómo haces para viajar tanto y trabajar al mismo tiempo? – No hay una simple respuesta, ya que el vivir de esta manera es el resultado de un conjunto de factores que trataré de explicar a continuación:

La economía:

hosting costos precios

No hace falta ser millonario para poder viajar con bastante frecuencia. Inclusive a veces suele ser más barato que vivir en tu propia ciudad.

El dinero es un factor fundamental, si sabemos manejarlo podremos hacer más viajes a lo largo del año pero hay que tener mucho cuidado con las “anclas económicas”, es decir aquellos gastos que de una u otra manera nos atan a tener un trabajo “estable” y fijarnos a una ciudad: hipotecas, coches (seguro, cochera, gasolina), compra de productos o servicios a plazos (cuotas). En mi caso mis únicos gastos que me atan a Madrid son el alquiler de mi casa, la seguridad social y la cuota del teléfono/internet. Una parte del resto del dinero lo utilizo para ahorrar y el resto para mi vida de nómade digital.

– ¿Y no te da miedo el no tener una casa? – Miedo me da llegar a mayor y arrepentirme de no haber aprovechado mi vida. Y con respecto a la casa, seguramente tenga bastantes herramientas y experiencias en mi cabeza para saber buscarme la vida en mi futuro.

Familia:

familia rio pescando

Este punto es tal vez el más duro. A veces los sueños conllevan tomar ciertas decisiones, algunas más difíciles que otras. No todo es gratis en esta vida. El no tener hijos fue una de ellas. No digo que un futuro no los tenga, pero es una decisión meditada y aceptada en mi presente.

Alejarme de mis raíces fue otra decisión importante. Con 29 años decidí dejar Argentina para vivir en España. Me vine solo. Dejé atrás mi familia, todos los amigos de la infancia, los años de experiencia en las empresas donde estuve, etc ¿Fue fácil? Por supuesto que no, pero nunca nunca me arrepentí de la decisión tomada, al contrario, volvería a hacer exactamente lo mismo de tener nuevamente la oportunidad.

El alojamiento:

cocina con sillas de color celeste

Hay países más caros y otros más baratos. Eso no es noticia. Es por ello que dependiendo el país al que viajes puedes optar por una gran variedad de alojamientos. En la mayoría de los casos AirBnb fue la mejor solución ya que en estancias largas se pueden obtener descuentos de hasta 50% (sí, habéis leído bien, de hasta un 50%). Además cuenta con el respaldo de una empresa sólida que sabe responder ante cualquier problema.

Una mejor opción es compartir casa con otro nómade digital para abaratar costos. Entre dos o tres personas los precios de alojamientos son ridículamente baratos.

Aviones:

avión en cielo azul

Otro punto que no es noticia, cuanto antes reservemos el vuelo más barato será. Es por eso que es conveniente tener una buena planificación sobre nuestros viajes. Particularmente suelo organizar mis escapadas con 3/4 meses de anticipación. Esto me permite conseguir pasajes de aviones más baratos y también mayor oferta de alojamientos. Suelo utilizar buscadores de vuelo como Kayak o SkyScanner. En algunas oportunidades he pillado muy buenos descuentos a través de las publicaciones de la página exprimeviajes de mi amiga Vanesa.

Sobre cómo gestiono mi trabajo

tomates rojos

Durante el 2017 no he viajado a lugares muy distantes, esto significa que he mantenido casi el mismo huso horario de mis clientes (la gran mayoría son de España, Alemania, UK). Con esto quiero decir que no debería afectar demasiado los hábitos de mi trabajo. A grandes rasgos divido el día en 2 bloques de 3 horas de trabajo. Uno lo gestiono por la mañana y el siguiente por la tarde, luego del almuerzo.

Trato en esas horas de estar lo más concentrado posible, de evitar interrupciones y de dedicar un tiempo especial para las comunicaciones con mis clientes a través de emails, asana, tickets, videollamadas, teléfono, etc. Está claro que de haber alguna reunión importante deberemos ajustar nuestros horarios a los del cliente.

Para llevar adelante mi trabajo he mezclado dos ténicas muy conocidas: Pomodoro y GTD.

Pomodoro es una ténica de trabajo que divide las tareas en bloques de 25 minutos. Durante ese tiempo debemos dedicarnos, sin distracciones, a una sola tarea. Si la acabamos podemos decir que hemos terminado “un pomodoro”. Luego de este bloque de trabajo podemos tomarnos 5 minutos de descanso (idealmente fuera del ordenador) para luego volver a retomar una nueva tarea.

Yo modifico un poco esta ténica: Me dedico a una sola tarea, pero una vez que logro la concentración no deseo ser interrumpido por haber llegado a los 25 minutos. Sigo trabajando hasta que me doy cuenta que he perdido esa “creatividad”. Luego me tomo un merecido descanso haciendo una actividad totalmente diferente a la informática: música, caminar o simplemente relajarme durante un tiempo aleatorio.

La otra técnica que utilizo es GTD (de la sigla del libro Getting Things Done). Esta es una técnica muy elaborada para dividir las tareas en distintas categorías (tiempo, personas, lugares, fechas, etc). Si bien el libro explica todos los pasos con papel y lápiz, yo utilizo la herramienta digital Asana ya que me permite compartir la organización de las “tareas de un proyecto” con los stakeholders (clientes, colaboradores, etc).

Es vital que los clientes puedan sentirse seguros y confiados del trabajo que estamos realizando en todo momento. Para ello es necesario tener una comunicación muy fluida sobre el estado del proyecto, fijar deadlines, CUMPLIRLOS y en caso de no llegar por algún motivo, tratar de comunicarlo a tiempo para buscar alternativas. Si logramos que los clientes estén cómodos y satisfechos tendremos sin dudas más proyectos que nos permitan seguir con más viajes.

Mi tiempo libre

fotografía en montaña

Todo profesional digital (diseñador, frontender, desarrollador, project manager, etc) sabe que los flujos de trabajo varían. No es siempre constante. Lo malo es que si trabajas en una oficina debes permanecer en tu silla (calentándola) por más que no tengas nada que hacer. En cambio si eres freelance puedes disponer de este tiempo para lo que se te ocurra: aprender, leer, hacer turismo, organizar tu siguiente viaje, trabajar para tu comunidad, escribir un artículo de blog (como estoy haciendo en este preciso momento), disfrutar de amigos/familiares o simplemente descansar.

Debo reconocer que tuve que aprender a disfrutar de este tiempo libre. Al principio sentía culpabilidad de no estar “picando código”. Con el tiempo pude ver que esos huecos son verdaderamente fructíferos ya que leyendo libros pude mejorar en otros aspectos, haciendo turismo pude conectar mejor con profesionales de otros países y disfrutar de mis hobbies me carga de buena energía.

La parte negativa

hombre en blanco y negro

Si piensas que la vida de un nómade digital es color de rosa, estás muy equivocado. Todos, absolutamente todos tenemos altibajos con nuestras vidas y yo no soy la excepción. Luego de un tiempo de estar viajando empiezo a echar de menos la sensación de “hogar”, la familia, los amigos de toda la vida, mis pequeñas comodidades o también he llegado a sentir momentos de soledad, un sentimiento que hay que aprender a lidiar.

A pesar de todo ello, los aspectos positivos de este tipo de vida sigue pesando mucho más y es por eso que lo sigo eligiendo.

Conclusión:

Como he dicho al comienzo del artículo, la vida del nómade digital y estos puntos que remarco no pueden aplicarse a todas las personas. Es como yo llevo mi vida profesional junto a mi pasión por viajar. Y al igual que cualquier freelance o empresa, estos puntos van modificándose para ajustarse a nuestras necesidades o la de nuestros clientes. Pero si algo de todo esto te sirve, úsalo y aprovéchalo.


¿Qué te pareció el artículo?
No molaPobreMolaMuy bueno¡Excelente! (5 votos, promedio: 4,60 de 5)
Cargando…
Mauricio Gelves
Mauricio Gelves es Lic. en Informática y trabaja como Consultor Web Freelance con su marca personal MauGelves. Se especializó en WordPress para ofrecer soluciones personalizadas y rentables a medianas y largas empresas. Es Nómade Digital desde el año 2015, actividad que combina sus dos principales pasiones: la informática y los viajes, y refleja sus experiencias a través de sus hobbies audiovisuales en Instagram y YouTube.

9 thoughts on “¿Cómo haces para viajar y trabajar al mismo tiempo?”

  1. Hola Mauricio,

    Me encanta este post, llevo como freelance 3 años y me encanta viajar. Este año, por fin he conseguido tener estabilidad económica… y social! he empezado a viajar trabajando… o viceversa, y la libertad que he sentido no tiene palabras. Ahora quiero más, y más..

    Voy detrás de ser “nómada digital”, y la verdad es que este post motiva a pensar que “sí se puede”, aún siendo consciente de la parte negativa… que sin duda todo lo demás lo compensa.

    Enhorabuena por el post y tu nueva web!

    Un abrazo

  2. Me encanta Mauricio. Un claro ejemplo de como, siendo freelance, se puede disfrutar también de la vida (aunque se hagan algunos sacrificios). Atrás ha quedado la figura del autónomo que vive solo para trabajar.

  3. Soy Freelance, pero estoy atado a un sitio fijo, tanto por que mi esposa tiene un trabajo de empresa, como por que tengo mis padres mayores.

    Pero algo que si tengo claro es que viajar es una de las experiencias mas gratificantes que existen. Me he propuesto realizar 2 viajes al año en mi pais(Colombia), mas que nada porque las distancias cortas, me permiten regresar a casa en cualquier eventualidad, creo que cada cual debemos intentar hacerlo, de acuerdo logicamente a nuestras circunstancias.

    También siento la sensación que mencionas de malestar por no estar en todo momento con el loop de WordPress :), estoy trabajando en no sentirme mal por no ser productivo en ese instante. Para ello estoy creando un curso para una plataforma digital, y estudiando cuanto pueda.

    Un saludo, disfruto mucho tus contenidos, y literalmente siento que viajo a los destinos que muestras en los videos, esa es otra forma, menos emocionante de conocer.

  4. Hola Mauricio,

    te admiro mucho por cómo conectas con la gente y cómo te organizas para los viajes y dar servicios. En marketing online se nos vende mucho la idea de que se puede vivir de un blog mediante ingresos pasivos y eso es lo que permite viajar. Pero eso no es lo que tú haces, por eso es necesaria la gente como tú. Tienes una marca personal totalmente distinta de lo que solemos ver y eso se agradece. Unos tenemos tenemos que trabajarnos la marca. Otros habéis nacido con ella.

    Quizá esto no tenga mucho que ver con los viajes, pero creo que en España en general hay mucho miedo por salirnos de lo establecido. Parece que si viajamos o hacemos algo diferente no vamos a poder “hacer currículum” y entonces nadie nos contratará. Ese miedo no se ve en los países anglosajones. Viví 3 años en el Reino Unido y allí me encontré con mucha gente que había pasado temporadas en el extranjero con distintas ONG. No es como ser un nómada digital, pero ya ves otras cosas fuera de lo de siempre. Incluso conocí a gente que habían nacido y pasado parte de su vida en países asiáticos o africanos.

    Me parece también muy importante lo que dices de la soledad, porque creo que de ella no se escapa nadie. Yo tengo hijos pequeños, pero en un futuro ellos decidirán dónde quieren vivir, así que puedo quedarme sola igualmente. Y también está esa soledad que se siente aun viviendo en compañía.

    Genial también el canal de YouTube. Yo que estoy acostumbrada a leer posts que son unos calcos de otros, lo que haces tú es aire fresco.

    Un saludo 😀

  5. Hermoso, ¡qué fácil lo haces sonar todo! Bonita nueva web y espero que en 2018 sigas a tope disfrutando de la vida, que es lo que todos deberíamos hacer. ¡Abrazo!

    1. ¿Te parece que lo hago sonar fácil? Mira que he dado algunas puntadas que asustan :S
      En fin, gracias por tu comentario y seguiremos dándole duro.
      ¿La web? ¡Menos es más!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *